Publicidad cabecera

sábado, octubre 18, 2008

LA HOGUERA

De unos años para acá en España se ha recuperado, por lo exótica, la vuelta de los mercados medievales. Pero cuidado, que algunas personas confunden la ficción con la realidad y lo mismo una agradable tarde de paseo entre actrices y actores que con su teatro intentar llevarnos al medievo, puede terminar con alguien dentro de la hoguera...


Personalmente siempre me ha resultado curioso que desde ciertos medios cuando se habla de política, se tenga el atrevimiento de decir que comunismo o socialismo son términos anacrónicos. Y me resulta intrigante porque empiezo a pensar que si estos conceptos están pasados de moda, ¿cómo estará el capitalismo que es anterior?. Digo esto, porque también han dado algunos sectores, en querer hacer creer a la opinión pública que el feminismo es innecesario en nuestros días. Todo lo que molesta a los sectores conservadores en sus objetivos se convierte en algo anacrónico, aunque no lo sea tanto como el propio conservadurismo.

Fíjense que yo pensaba que la edad media había terminado en el siglo XV, que ya a nadie se le acusaba de brujería ni de pactos con el demonio por tener conocimientos o sentido común y de pronto hoy leo este artículo en el ABC Brujas on the waves. Les aseguro que mi asistencia a los mercados medievales, de ahora en adelante, será muy meditada y severamente restringida.

Si ya sé lo que están pensando; que esto me sucede por leer el ABC. pero por favor no me digan nada más. En el pecado ha ido incorporada también la penitencia...

2 comentarios:

Anónimo dijo...

Hay muchos tipos de hogueras, más o menos visibles; más o menos invisibles.

Para visibilizar todas las hogueras, es necesario mirar y la voluntad de conocer

Voluntad dijo...

Así es. Y a veces las que no son tan visibles son las peores.