Publicidad cabecera

jueves, abril 30, 2009

MIRAR EL DEDO CUANDO SE SEÑALA LA LUNA

Sin querer ofender a nadie, pero el dicho ya anuncia que cuando la persona inteligente mira la luna el necio mira fijamente el dedo que la señala.

Al ser humano le encantan los sensacionalismos, no va más allá. Es menos complejo quedarse en la superficie que bucear en el interior de las cosas y descubrir, probablemente, cosas demasiado incómodas.

Hace meses cuando vi Slumdog Millionaire me pareció una película muy interesante. No sólo tenía un contenido fuertemente crítico hacia la sociedad india, sino que además su formato podía llegar perfectamente al gran público, cosa que no suele suceder con las películas que normalmente tratan temas sociales. Otro punto realmente sugestivo de la película se produjo cuando empezó a tener una gran acogida entre el público mayoritario. Entonces, al parecer, nos encontrábamos ante una película de marcado carácter de denuncia de la situación de millones personas de las capas más desfavorecidas de la India, con especial vulnerabilidad en el sector infantil y más concretamente de las niñas, obligadas a la esclavitud sexual. Todo un alarde de sensibilización en la situación de pobreza que se encuentra gran parte de la población de este planeta que parecía haber captado, repentinamente, la atención y preocupación de personas de todo el planeta.

Sin embargo, vengo observando en las últimas semana noticias sensacionalistas sobre los niños y niña que protagonizaron la película: que si no van al colegio, que si del dinero de la taquilla no van a ver nada, que ahora viven en casas con ratas, inundadas.... y un sin fin de noticias en las que la prensa se centra en la situación personal de una niña y dos niños, llevando al terreno de lo individual lo social. Pareciera que si conseguimos que las tres criaturas protagonistas nadaran en oro, eso cambiaría la vida del resto de niñas y niños de la India y de otros países del mundo.Los medios de comunicación no se han parado tanto a investigar o sensibilizar, a raíz del contenido de la película, la situación de países como la India, sino que nos hemos perdido en sensacionalismos. Miramos el dedo que señala en vez de mirar la luna.

5 comentarios:

Karla dijo...

Totalmente de acuerdo!
Lamentablemente no es un problema solo de la India, sino de otros paises subdesarrollados...
y sin embargo, mas alla de ese "éxito" que se vuelve furtivo a la larga...el problema social a la larga se vuelve invisible una vez mas....

Áureo dijo...

Sin embargo, vengo observando ......

... Y el problema es, que lo publicado pudiera ser verdad, y la desgracia es, que la inmensa mayoría, practica ese deporte: mirar al dedo sin ser capaces de ver la luna.

... en este caso la miseria humana que produce la acumulación de la riqueza en pocas manos, que ha sido producida entre todos.

Como siempre oportuno tu artículo.

apokalipka dijo...

para ella es un instante perpetuo de penumbras.dentro de un tiempo, ninguno de nosotros jamas va a volver oir una sola palabra de esta niña condenada.
me enamoré de este blog.
lo recomende a mis lectores en el mio. por si quieren verlo: www.crealoaunqueparezcamentira.blogspot.com.
saludos y abrazos desde argentina,
nestor

Voluntad dijo...

Estimado Apokalipka como le decíamos en su blog gracias por la recomendación Muchas gracias por la recomendación que nos hace. Tomamos nota de los conjuros Hindús para ahuyentar fachos como decís por allí o fachas como decimos por acá, pero para ahuyentarles al fin y al cabo que es de lo que se trata. Le confieso abiertamente que mi conjuro favorito es el número 3 y que lo he invocado más de una vez y más de 3...y oiga da resultado.

apokalipka dijo...

ja, ja, ja. verdad que funciona. no tenes nada que agradecer. de veras me gusto su blog. prometemos seguirlo con autentica dedicacion.
saludos y exitos,

el equipo de aunque parezca mentira

(aunque el unico que da la cara soy yo)